Donde comienzan tus sueños | Llámanos al 975 22 55 90

Sexo y descanso: las reglas de la cama que influyen en la productividad

Sexo y descanso: las reglas de la cama que influyen en la productividad

Los problemas de falta de productividad se resuelven en la cama. Según un informe de la Universidad de Michigan, dormir más aumenta el deseo sexual y la frecuencia de las relaciones. Una serie de estudios realizados en esta prestigiosa universidad americana, revela que por cada hora adicional de sueño, la probabilidad de tener algún tipo de actividad sexual con la pareja es proporcional al nivel de productividad.

Cuantas más horas de sueño, el estado de ánimo es mejor y la concentración y la energía mayor para afrontar el día a día. Según este estudio, las mujeres mostraron mayor excitación física después de un período medio de 07:22 horas. Ello demuestra que durmiendo 7 horas, las probabilidades de mantener relaciones sexuales el siguiente día aumentan gracias al buen funcionamiento de nuestro cronotipo.

Como decía el doctor Michael Breus: “todo lo que hagas saldrá mejor si la noche anterior has dormido bien”.

Tiene sentido entonces que dormir al menos 7 horas sea un requisito fundamental para que funcione cuerpo y mente. La fundadora del Huffington Post, y abanderada de la “Sleep Revolution”, Arianna Huffington, habla en su libro acerca de lo necesario que es dormir bien para ser una persona feliz, eficaz y eficiente en el trabajo.

Por ello, parece que muchos expertos coinciden en concluir que la cama hay que reservarla para practicar sexo y dormir, mientras que actividades como leer, comer o ver la televisión deben realizarse fuera de la habitación del sueño.

Pero además, hay otras reglas que siguen algunas de las mentes más productivas:

  • Duerme sin lencería y con ropa de cama. Haz que tu cerebro sepa que ha llegado el momento de dormir.
  • Desconecta el móvil al menos 30 minutos antes de acostarte. La luz azul de los smartphones estimula el cerebro, por lo que conviene evitar el uso de dispositivos móviles.
  • El café, solo por la mañana y hasta mediodía (no más tarde de las 14:00). La cafeína dificulta el descanso.
  • Cena ligero y antes de las 22:00 y no tomes bebidas azucaradas ni bebidas isotónicas por la noche.
  • Vigila que tu habitación esté bien acondicionada (limpia, bien ventilada y sin ruidos).
  • Mantén tu temperatura corporal. Evita el aire acondicionado o la calefacción y el uso de ventiladores mientras duermes.

Fuente: Glamour

Especializados en el mercado del descanso. Nuestra tienda de colchones se ha convertido en un referente tras 20 años de servicio, ofreciendo toda clase de accesorios de alta calidad a un precio asequible.
error: